(San Juan, 1:00 p.m.)  En una clase de la Universidad de Puerto Rico, los estudiantes fueron expuestos a un fragmento de la película Freedom Writers (2007) en la cual se les pregunta, a hombres como a mujeres, cuantos habian perdido un ser querido en un acto de violencia interpersonal.  Casi toda la clase lo afirmo.  En un filme que promueve la pluralidad e integridad multicultural, descubrimos que la violencia le afecta por igual a los blancos, negros, afroamericanos, latinos, asiáticos, en fin a todos los humanos que iban a la misma escuela del filme.

En la noche de ayer una joven madre, llamada Nashaly Cristina Torres Vargas, fue asesinada.  Se desconoce el móvil.  En las pasadas 24 horas, tres hombres fueron asesinados.  De los cuales dos fueron identificados:  Julio Ramón Pizarro Ortega y Jesús González Pérez.  El tercero asesinado se desconoce su nombre. La narrativa dominante hoy promueve, que los hombres asesinados no son la noticia; la mujer asesinada es la noticia. Ambos son seres humanos que perdieron la vida a mano de una conducta dominante que impone quien vive y quien muere. Es una conducta machista.  Es una conducta deplorable, cuando se ejerce contra la mujer; pero no es menos deplorable cuando se ejerce contra el hombre.

Las estadísticas oficiales de Puerto Rico, las únicas que merecen credibilidad entre varias que hoy compiten, indica que a 10 de agosto de 2020, habian sido asesinadas en Puerto Rico 361 personas.  De estas 22 eran mujeres adultas y una era menor; 333 eran hombres adultos y siete eran varones jóvenes (sub-18 años). 

Leer más...

(San Juan, 1:00 p.m.) Las organizaciones ambientales que integran la Alianza Energía Renovable Ahora (AERA) coincidieron con la determinación que tomó el Negociado de Energía de Puerto Rico de que no habrá un aumento en la factura de luz, por considerarla una solicitud innecesaria, arbitraria e impulsada por la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) en beneficio de la empresa LUMA Energy.
Asimismo, aseguraron que si la AEE impulsara la energía renovable en techos, los precios de las tarifas serían mucho más estables que con los combustibles fósiles.
“Nos alegra que el Negociado de Energía detuviera este aumento caprichoso e injustificado en la tarifa, que estaba impulsando la AEE a favor de LUMA. Pero todos sabemos que el precio del petróleo no es estable y está sujeto a los vaivenes del mercado. Debido al desplome del mercado causado por la pandemia, el costo kilovatio-hora en Puerto Rico bajó a 17 centavos. Hoy está económico, pero ya el petróleo está volviendo a subir de precio”, afirmó la activista Myrna Conty, portavoz de AERA y de la Coalición de Organizaciones Antiincineración.
Aseguró que “hay una mejor opción para Puerto Rico: la energía renovable, con paneles solares en los techos y un sistema eléctrico descentralizado, donde la generación de energía sea cerca de donde se utilizará. Eso es un sistema verdaderamente resiliente, con tarifas bajas”.
La AEE había solicitado un aumento de tres centavos por kilovatio-hora para el último trimestre del año por concepto de compra de combustible, el cual fue rechazado por el Negociado de Energía de Puerto Rico. 
Federico Cintrón Moscoso, director ejecutivo de la organización El Puente-Enlace Latino de Acción Climática, explicó que, cuando se utilizan sistemas de paneles solares en techos, la energía tiene un costo de 5 a 8 centavos por kilovatio-hora y se espera que esto disminuya en precio a 2.7 centavos por kilovatio-hora para el 2030.
“Si los directivos de la AEE no se hubieran empeñado a mantenernos dependientes de los combustibles fósiles, nuestras facturas serían diferentes. Con energía renovable en techos los precios son más estables porque la fuente de energía proviene del sol, la cual es gratis y no está sujeta a los cambios del mercado o los caprichos de ejecutivos de la AEE y LUMA Energy”, resaltó Cintrón Moscoso.
Ante eso, las organizaciones de AERA criticaron que la AEE apuesta a cambiar el petróleo por el gas natural, alegando que reducirá las tarifas de servicio eléctrico en Puerto Rico.
Adriana González, organizadora de base de Sierra Club Puerto Rico, recalcó que Puerto Rico no puede controlar los precios de ningún combustible fósil: “El gas natural puede ser más económico que el petróleo, pero sigue siendo un combustible fósil y sus precios están sujetos a las fluctuaciones del mercado. La mejor solución es impulsar la energía renovable”.
En tanto, el activista Timmy Boyle, portavoz de la Alianza Comunitaria Ambientalista del Sureste, comentó que “estamos a tiempo para movernos hacia una transformación energética más limpia, barata y segura. Debemos comenzar con la cancelación de contratos con compañías que quieren amarrarse las manos, y la eliminación de plantas que queman combustibles fósiles, como el petróleo, el gas y el carbón”.
Las organizaciones que forman parte de Alianza Energía Renovable Ahora son CAMBIO PR, Sierra Club Puerto Rico, Comité Diálogo Ambiental, Earthjustice, El Puente-ELAC, Campamento contra las cenizas en Peñuelas, Amigos del Río Guaynabo, Coalición de Organizaciones Anti-Incineración, Comité Yabucoeño Pro-Calidad de Vida, Alianza Comunitaria Ambientalista del Sureste y Mayagüezanos por la Salud y el Ambiente.
 

(San Juan, 11:00 a.m.) La metrópoli, los EE.UU., atraviesa por una crisis anti-racista y anti-discrimen, a partir del asesinato de George Floyd el pasado 25 de mayo, como no se había registrado desde la década de 1960.  Ese cuadro de conflictos sociales que hoy vive el poder colonial, todo indica que no ha afectó ni un ápice la vida del territorio colonial.  En Puerto Rico, todo indica que la sociedad así como el estado, no se han dado de cuenta de la lucha social anti-racista en los EE.UU.

En el contexto de las elecciones del 3 de noviembre en Puerto Rico, tres de los seis candidatos a la gobernación son independentistas o lo reclaman.  Estos son Juan Dalmau por el Partido Independentista Puertorriqueño; Alexandra Lúgaro por el Movimiento Victoria Ciudadana; y Eliezer Molina, candidato independiente a la gobernación. 

Ninguno de estos tres candidatos, bajo la plataforma organizacional de sus partidos políticos o plataforma electoral, tienen un manifiesto concreto y específico contra el racismo; y carecen de una propuesta sobre una política publica de transformación de la cultura racista. En particular, de cómo transformar el legado social de la sociedad esclavista; de cómo abordar desde una cultura de derechos la igualdad de todas las personas, en particular las afrodescendientes o negras; y más que nada, cuál es el proyecto plural ante la diversidad de negritudes que se viven en Puerto Rico.

Leer más...

(San Juan, 12:00 p.m.) Pretender atribuir a la población puertorriqueña por un potencial cierre general ante la propagación de los contagios por Covid-19, constituye una evasión del Estado de su responsabilidad, a juicio del doctor Manuel Prats Vega.

El galeno, especialista en radiología diagnóstica, consideró inapropiado que sin implantar las medidas apropiadas para contener el incremento del virus en la población, tales como las sugeridas por la Organización Mundial de la Salud (OMS), que incluyen un sistema de vigilancia gubernamental sostenida en los distintos municipios y en el aeropuerto internacional.

“De acuerdo con el Fideicomiso de Salud Pública ocurrieron 102 muertes en los primeros 15 días de septiembre, lo que supera la cifra informada en julio, que fue de 101 decesos, y también se indicó que la tasa de positividad aumentó en cerca de 8 por ciento”, explicó a la agencia Inter News Service (INS) al advertir la necesidad del rastreo de contagiados y contactos, además de la búsqueda de casos positivos en los pueblos de alta transmisión comunitaria.

Leer más...

(San Juan, 9:00 a.m.) ¿Por qué el PIP tiene tan poco apoyo electoral? A quien le interese el crecimiento de esta organización le conviene comprender esta crisis para poder superarla. Describámosla brevemente y luego expongamos unas posibles causas.

En las elecciones de 1952 el PIP alcanzó el 19 por ciento y fue el segundo mayor partido. Pero en 1960 bajó a 3.1 por ciento y desde entonces no ha alcanzado el 6 por ciento. En las últimas cuatro elecciones el PIP no ha llegado al tres por ciento de apoyo entre sus electores; en esas votaciones promedia el 2.3 por ciento, incluyendo el 2.1 en las elecciones de 2016.

Lanzo estas hipótesis de trabajo para explorar factores que puedan explicar esta escasez. A la vez que se vinculan complejamente mediante reforzamiento mutuo, cada una merece estudio profundo.

Leer más...

(San Juan, 12:00 p.m.) Solo los administradores locales de la colonia, entiéndase el Partido Nuevo Progresista (PNP), el Partido Popular Democrático (PPD), el Movimiento Victoria Ciudadana (MVC) y el Proyecto Dignidad (PD) desean abiertamente administrar la colonia, y tiene de su faz problemas con el maltrato que hoy recibe Puerto Rico de parte del Partido Republicano. No obstante, hay que reconocerlo, la postura de los republicanos es la correcta: a mayor maltrato, mayor debería ser el distanciamiento con Washington.

Pero no es así. A mayor maltrato la prensa comercial de Puerto Rico, así como los partidos políticos antes mencionados se empecinan en ser mejore administradores de fondos públicos. Solo el Partido Independentista Puertorriqueño, que en su nueva decisión política esta dispuesto a administrar la colonia (ver los pasados dos debates entre los candidatos), advierte hacerlo sin fondos federales. En eso yace su diferencia.  Los otros partidos políticos son administradores de fondos federales, le rinden pleitesía a un gobierno de Washington que no los maltrate como el de Donald Trump, y peor aún, se empecinan en ser buenos administradores para que no los critiquen.

Leer más...

(San Juan, 10:00 a.m.) Me duele y apena la muerte de Rosimar Rodríguez.  También fue impactante cuando Alexa (Carlos Alberto Negrón Luciano) fue asesinada en el 2019. Lo cierto es que, y se presume, que ambas personas fueron asesinadas por su condición de mujer, dentro de una cultura machista y patriarcal, donde el hombre determina quien vive y quien muere.  Se trata de una cultura de violencia machista, que impone una pena de muerte continua.

En Puerto Rico en el 2019, hubo poco menos de 610 asesinatos.  Esto incluye todas las muertes, hombres, mujeres, niños, bajo todas las categorías sociales que se le inscriban a la estadística, incluyendo violencia de género (que incluye distintos tipos de feminicidios).  En lo que va del 2020 (a 24 de septiembre) 364 personas han sido asesinadas.  En la mayoría de los casos, han sido hombres, en su mayoría hombres jóvenes.

El problema, que uno comienza a percibir, es que la violencia interpersonal en Puerto Rico se inscribe en una narrativa violenta desde la cultura machista.  Con razón el feminismo, en sus distintas vertientes, ha manifestado repudio contra la violencia masculina que se manifiesta en la violencia de genero.  Eso es correcto. Pero no expandir el razonamiento al componente mayor de las muertes, es decir los hombres asesinados es plantear una pugna por un tipo de violencia que no se tolera y aceptar o permitir otro tipo de violencia de la cual no se habla.

Leer más...

(San Juan, 12:00 p.m.) En medio de la pandemia, nos alerta César Rey, sociólogo y exsecretario de Educación Pública, ha resurgido la trata sexual por métodos cibernéticos. Hasta este momento, en este año, hay 21 mujeres desaparecidas en el país, nos informa.

El periódico Metro  ha notificado que en el 2018  hubo más de 50 desaparecidos, lo que incluye a niños y hasta personas mayores, aunque según Radio sin Censura, prensa alternativa, esta cifra puede ser mayor y la trata alcanza a varones menores de edad.  La falta de vigilancia en las escuelas es atemorizante, ya que hay hombres que merodean los planteles escolares con fines ajenos a la ley. Lo más inquietante es que algunas jóvenes desaparecen por pocos días y son obligadas a prostituirse para sostener los vicios de sus padres. Esto afecta más a los sectores socioeconómicamente bajos, sobre todo a los que sufren la pobreza dura, aquella en que no está presente la educación.

La droga se utiliza para embriagar a las jóvenes y abusar sexualmente de ellas. El problema de las drogas también está conectado a la pobreza. Son los más pobres los que van a parar a la cárcel.

Leer más...

Más artículos...