(San Juan, 12:00 p.m.) Antecedentes Históricos de la lucha contra la esclavitud y el racismo unido a las luchas autonomistas en P.R. Oigamos a Baldorioty de Castro.

El siguiente año (1870) Baldorioty protagoniza uno de los momentos más dignos de nuestra historia. Fue elegido a los 47 años por el Partido Liberal Reformista, para representarnos en las Cortes de Españolas y allí deslumbra por el brillante debate que tuvo con el diputado español Navarro. El periódico madrileño “La Discusión” describió como “memorable” la polémica que sostuvo Baldorioty con el mencionado diputado cuando éste, al concluir su intervención - en un estilo propio de ‘soch is laif ’- afirmó: “que era inaceptable que los esclavos alcanzaran la condición de hombres libres por vagos y por poseer instintos salvajes" . Entonces el diputado Navarro miró hacia un lado, y señaló a Baldorioty mientras decía en tono sarcástico: Aquí llega el diputado de las Antillas, hasta el ambiente de la Cámara se obscurece, como duelo de lo que aquí está pasando”, haciendo alusión al color oscuro de la piel de Baldorioty.

La respuesta de Baldorioty transformó la humillación en asombro y admiración al contestar: “Los que nieguen la libertad del esclavo, los que se complacen en remachar sus cadenas, podrán tener una piel muy blanca, pero sus conciencias son más negras que la piel del etíope a quien se niegan a redimir. Porque el pigmento del cutis no señala diferencias de nobleza y moralidad entre los hombres; obscura es mi piel y yo les aseguro, señores diputados, que aquí hay algo refulgente que sale con mi verbo a iluminar esas conciencias ennegrecidas.

Leer más...

(San Juan, 9:00 a.m.) Ayer conmemoramos la puertorriqueñidad. Es una celebración de las características que nos definen como hijos e hijas de Boriquén. Es a su vez una ofrenda a la memoria de todos los ancestros que aportaron sus culturas para dar origen a una nueva idiosincrasia producto del mestizaje entre aborígenes, africanos y europeos.

Honramos también a las madres ancestrales porque es a través de ellas que hemos aprendido a ser puertorriqueños. La mujer boricua es bastión identitario, son guardianas de las tradiciones y maestras que nos han enseñado a llamar patria a esta tierra.  Grandiosas son las gestas de nuestras machas que han sabido empuñar el machete para defender a sus hijos y compañeros. Loas a Adolfina, Lolita, Lola, Mariana y a tantas otras cuyos nombres no conocemos.

Enaltecemos a los padres ancestrales que con azadas, machetes y picotas abrieron los surcos por los cuales se formó la puertorriqueñidad y en sus gestas consagraron el nombre de la patria donde quiera que iban.

En este día tampoco podemos olvidar a todos los que en la diáspora han mantenido el amor a la patria vivo. Son héroes y heroínas que a diario avivan en sus hijos el fuego identitario y les enseñan a sentirse orgullosos de ser puertorriqueños. ¡Cuán grandioso es escuchar al chorno de un boricua que se vio forzado a emigrar en busca de mejeros condiciones de vida gritar a viva voz, “yo soy boricua pa’ que tú lo sepas”!

Leer más...

(San Juan, 11:00 a.m.) Revalidaron la corrupción. Reanudamos el uno a uno del Comité de Transición de Pedro R. Pierluisi que, aunque es "entrante", está lleno de gente que ya entró, porque son contratistas o funcionarios actuales del gobierno.

Omar Emilio Negrón Judice (al centro de la foto), exasesor de Asuntos Municipales de Wanda Vázquez Garced, miembro del Comité de Plataforma de Pierluisi, excomisionado de Asuntos Municipales, expresidente de la Comisión de Servicio Público y exsecretario general del PNP.

Desde que se fue del gobierno en diciembre de 2019, ha acumulado $143,500 en contratos con varios municipios y el Senado con la firma ONJ Consulting Group LLC. Su hermano, Alexis, fue señalado el año pasado al acumular al menos $3 millones en contratos durante este cuatrienio con la empresa Intacto LLC.

Leer más...

(San Juan, 9:00 a.m.) Los intelectuales orgánicos del movimiento estadista de Puerto Rico, intelectuales y académicos en la isla como en los EE.UU., se han dedicado a escribir columnas explicando que la estadidad ganó el plebiscito del pasado 3 de noviembre de forma “contundente”.  Los que vivimos en Puerto Rico, tenemos dudas de esa aseveración. Lo cierto es que las columnas de opinión en los EE.UU. florecen en todas las esquinas. Es momento de hacer una contra ofensiva por la independencia, y provocar un freno a la avanzada estadista.

Todo indica que el movimiento estadista, históricamente vinculado al Partido Nuevo Progresista, tuvo nuevos aliados en las elecciones del 2020.  En particular por vía del Partido Dignidad y por vía del Movimiento Victoria Ciudadana.  Desde esta mirada, la estadidad tuvo el empuje por parte de estos movimientos que ya fuera por su activismo o por su silencio, apoyaron la opción del Si en el plebiscito de noviembre.

Ahora le toca al independentismo, dentro y fuera del Partido Independentista Puertorriqueño reaccionar sobre este evento y asumir una postura vertical por la independencia nacional. También utilizar la oportunidad para explicar, en números, y como se diría en calle “en pesos y centavos”, lo que realmente ocurrió con este evento.

Leer más...

(San Juan, 9:00 a.m.) En el día del evento, 3 de noviembre, conté votos por el Partido Independentista Puertorriqueño (PIP) en un colegio electoral en Guaynabo. Así las cosas, fui a una unidad donde no me encontraba inscrito.  La encargada de nosotros, los cuenta votos, me indicó que el voto añadido a mano, debía ser en mi unidad, y no en la unidad especializada de votos añadidos en mi colegio. Eso me intereso, pues cuando pregunté por qué se me explico que los votos añadidos en la unidad especializada, normalmente no se cuentan. Es decir, elección tras elección los votos se pierden, por tratarse de un sistema ineficiente de conteo de votos donde la Comisión Estatal de Elecciones (CEE) y los representantes de los partidos políticos están conscientes de las distintas prácticas electorales, legítimas o no.

No hay que ser milenial, o seguidor del Movimiento Victoria Ciudadana (MVC) para estar de acuerdo con su reclamo de que la situación en Puerto Rico, es parcialmente caótica.  En otras palabras, las elecciones en la isla se dejan llevar por usos y costumbres, prácticas electorales que no están en el Código Electoral de la isla.  En un proceso electoral descentralizado, en el cual los Comisionados Electorales de cada partido, son responsables del éxito o no del proceso electoral, simplificar el problema a la presidencia e la CEE, es un hecho tergiversado. La responsabilidad del proceso electoral en la isla es mancomunado.

En este sentido la gracia y astucia de MVC ha sido en puntualizar que el sistema en su totalidad está quebrado. En particular, porque en nuestro sistema el partido que hace gobierno (ejecutivo) es el que dirige las elecciones. Este control se ejerce por parte de dicho partido, a través de formas no democráticas, a veces con muchas irregularidades, y en particular a beneficio de el mismo partido.

Leer más...

(San Juan, 1:00 p.m.) Llevo semanas siguiendo el programa y figura de Jay Fonseca.  El lleva semanas, desde el mismo 3 de noviembre, donde consistentemente ha introducido la palabra de que hubo fraude en las elecciones generales del país.  Es la única persona que se refiere de esta forma.  En sus dos últimos programas, Fonseca ha llevado a los cinco comisionados electorales de los partidos políticos inscritos en Puerto Rico y ninguno ha utilizado la palabra fraude. De igual forma el presidente de la Comisión Estatal de Elecciones (CNN), Francisco Rosado Colomer, tampoco ha utilizado la palabra fraude. El único que la usa es Jay Fonseca.

Fonseca esta al servicio de alguien.  Por lo pronto del empresario Tony Mojena quien produce algunos de sus programas de periodismo mediático, y por otro lado de la empresa Telemundo.  Lo que si podemos estipular que las obsesiones mediáticas de Fonseca, no son ingenuas.  El ha demostrado ser un hacedor de opinión pública y de provocar crisis cuando no las hay.

La situación imperante al paso de las elecciones generales en Puerto Rico, son por decir lo mínimo, caóticas. Lo son, porque en principio el sistema electoral en Puerto Rico es ineficiente, para la eficiencia con la cual en otros renglones opera el capital (por dar un ejemplo, la eficiencia en las telecomunicaciones; o un ejemplo del sector público, la eficiencia del correo postal federal). Pero en cuanto al “día del evento” o el escrutinio general, el proceso electoral en Puerto Rico es caótico.  No hay una relación lógica, en apariencia, entre el maletín y la lista de los votantes. Todo se confunde, y luego pasamos semanas tratando de contar los votos.

Leer más...

(San Juan, 10:00 a.m.) La estadidad para Puerto Rico no es un caso de derechos civiles, todo lo contrario , la estadidad atenta contra ellos y nos quita el poder de ser un país, Una igualdad que nos quita la patria, el Comité Olímpico, la suplantación de una lengua por otra; dar igualdad a desiguales, es crasa injusticia. Rosa Parks no es comparable con P.R. como alegan estadistas, Rosa Parks es un caso de derechos civil individual en E.U.

El caso de P.R. es diferente porque es un caso de derecho civil colectivo, consiste en que un pueblo tenga el derecho de mantener , defender, y acrecentar nuestra lengua, cultura, e identidad. Los derechos civiles para Puerto Rico consiste en seguir siendo un país y no convertirse en minoría perpetua ,y mantener lengua y cultura, somos una nacionalidad históricamente diferenciada . Y eso la estadidad, lo amenaza. La estadidad es la colonia perpetua.

No se descoloniza a un pueblo suplantando o disminuyendo su lengua materna, eso sería un caso de genocidio cultural. Eso atenta contra los derechos civiles, esa es la subalternidad más insufrible. . Y las Naciones Unidas reconocen el derecho inalienable de los pueblos en defender identidad y cultura . Es su fuerza espiritual. Fuera de su cultura de el hombre estalla en el vacío.

Leer más...

Las Islas Canarias y Puerto Rico comparten nexos históricos y socioculturales que han sido determinantes en la formación identitaria de ambos archipiélagos. La experiencia colonial, el mestizaje y la conceptualización de una cosmogonía identitaria nacional, a pesar de sus situaciones políticas, han enriquecido el amor patrio y fortalecido la resiliencia de ambos pueblos.

El distanciamiento geopolítico a raíz de la Guerra Hispanoamericana fue incapaz de separar a los dos pueblos que comparten experiencias similares y buscan en el siglo XXI su pleno desarrollo. En los últimos veinte años se ha incrementado el intercambio cultural y las investigaciones históricas y genealógicas lo que ha resultado en una mejor interpretación sobre la relación que los une y hermana.

Desde la década de 1980 el Circulo de Amistad Canaria de Puerto Rico (CACPR) ha estado desarrollando proyectos para fortalecer los vínculos culturales entre boricuas e isleños. En el 2019 iniciaron la celebración de congresos histórico-culturales para identificar la huella canaria en la puertorriqueñidad y a su vez destacar las contribuciones puertorriqueñas al pueblo canario. La firma de un acuerdo entre CACPR y la Asociación Puertorriqueña de Historiadores (APH) potenció la participación de reconocidos historiadores que se han consagrado a investigar la canariedad en la puertorriqueñidad y su evolución en el contexto sociopolítico del país.

Leer más...

Más artículos...